El Jamón y la alimentación en los deportistas

La alimentación de los deportistas debe asegurar unas condiciones óptimas de salud antes, durante y después de la realización de ejercicio físico, además de colaborar a una mejora del rendimiento deportivo.

Por estas razones las necesidades nutricionales de las personas sedentarias son diferentes a las necesidades de los deportistas. Éstos necesitan consumir una mayor cantidad de algunos nutrientes, como proteínas, vitaminas del grupo B entre las que se encuentran la B1, B2, B6, y niacina, minerales, como el hierro, y carbohidratos, que constituyen el combustible primario del músculo en ejercicio. Además, los deportistas consumen más energía, que se puede obtener a través de una alimentación variada, rica en hidratos de carbono, como los contenidos, por ejemplo, en el pan.

La mayor necesidad de proteínas, se debe a una mayor destrucción de las mismas por parte del organismo, producida durante el ejercicio físico y por las mayores necesidades de aminoácidos que hacen falta para conseguir el óptimo crecimiento de la masa muscular.

Por ello, es necesario que los deportistas tomen aproximadamente, el doble de la cantidad de proteínas que se aconseja a individuos sedentarios. Mientras que para la población en general se recomienda tomar 0,8g/kg/día de proteína, en deportistas parece conveniente tomar 1,4-2g/kg/día.
Dos lonchas de Jamón Serrano cubrirán del 22 al 25% de las necesidades de proteínas de un deportista de unos 60 kilogramos de peso.

El Jamón Serrano es un alimento ideal para incluir en los menús diseñados para deportistas, por ejemplo, su contenido en hierro de tipo hemo es esencial para la prevención de anemias en los deportistas. El ejercicio extenuante, disminuye la absorción de hierro, aumenta la fragilidad de los glóbulos rojos y favorece la aparición de anemia, por lo que es necesario vigilar el aporte de hierro.

El Jamón Serrano aporta hierro de tipo hemo, de mejor absorción y biodisponibilidad que el hierro de origen vegetal, además, si se toma el Jamón acompañado con un alimento rico en vitamina C, como un zumo de naranja o tomate natural, se consigue que el hierro del jamón se absorba aún con más facilidad.

Otro de los nutrientes que precisan los deportistas en mayor medida que las personas sedentarias, son las vitaminas del grupo B, ya que intervienen en los procesos de producción de energía en el organismo. Por ello, el Jamón Serrano debido a su riqueza en vitaminas del grupo B, así como en su contenido en hierro y zinc, es un alimento muy recomendable para la práctica de ejercicio físico.

Las personas que practican deporte deben seguir una adecuada alimentación, ya que además de tener que satisfacer las necesidades normales de nutrientes del organismo para su correcto desarrollo y mantenimiento, también debe cubrir el gasto extra que se produce con la práctica de ejercicio físico.

sliced of bread with serrano ham served as tapas

Algunos datos nutricionales más específicos acerca del jamón curado:

Fuente de vitaminas del grupo B, en especial B1, B2 y sobre todo B3. El consumo de 100 g de jamón aporta casi un 25% del consumo diario recomendado de esta vitamina. Así contribuye al buen funcionamiento de nuestro metabolismo y refuerzo del sistema inmunitario.

El jamón contiene un 50% más de proteínas que la carne fresca. El consumo de 100 g de jamón curado nos aporta o equivale a un 33-35% del consumo de proteínas recomendado.

Entre otras propiedades, las proteínas favorecen el crecimiento y la renovación de tejidos, por lo que su consumo es especialmente recomendable para niños y personas mayores.

Es rico en hierro, magnesio o cinc, pero sobre todo en fósforo, aportando un 30% del consumo diario recomendado.

El oleico, característico del aceite de oliva, es el ácido graso mayoritario en la composición de su grasa, lo que facilita la producción de HDL (“colesterol bueno”) en el organismo, reduciendo al mismo tiempo el LDL (“colesterol malo”).

Al ser un producto que no lleva ni aromatizantes ni colorantes en su elaboración, conserva inalterables su aroma y sabor sin una conservación especial.

Un avituallamiento ideal antes, durante y después del ejercicio físico es: pan, Jamón Serrano y tomate natural, es decir, ¡el clásico bocadillo de jamón!

Fuente: Fundación Serrano & El Portal del Chacinado

Comentarios

Pin It on Pinterest

Share This

Para continuar utilizando nuestro Portal, debes aceptar el uso de cookies. En caso de no dar clic al botón mas información

¿QUE SON LAS COOKIES?

Una cookie es un fichero que se descarga en el ordenador/smartphone/tablet del usuario al acceder a determinadas páginas web para almacenar y recuperar información sobre la navegación que se efectúa desde dicho equipo.

El Portal del Chacinado utiliza en este sitio web cookies para prestación de servicios solicitados por el usuarios, ya sean gratuitos o de pago, analíticas para el seguimiento estadístico y el comportamiento de los usuarios, publicitarias y comportamentales para la gestión de espacios publicitarios en base a criterios como la frecuencia de los anuncios, el tipo de anuncios y respuesta del usuario al clic, etc.

El usuario podrá -en cualquier momento- elegir qué cookies quiere que funcionen en este sitio web a través de la configuración de su navegador. Si se desactivan estas cookies, el sitio web podrá seguir funcionando correctamente, pero algunos servicios podrían dejar de ser eficientes o con la actualidad requerida por el usuario.

El Portal del Chacinado no se hace responsable del contenido y veracidad de las políticas de privacidad de cookies de terceros, ni garantiza el correcto funcionamiento del portal en caso de desactivación global de las cookies.

Cerrar